Tallos Comestibles

Mas tallos comestibles

Para que las hortalizas y los frutos den todo su sabor hay que recolectarlos justo antes de que alcancen la madurez. Por regla general y para la mayoría de las plantas, los azúcares que proporcionan el sabor comienzan a transformarse en almidón en el momento de la madurez.
Las zanahorias, las chirivías, el apio, el apio nabo, el perejil de raíz y el hinojo, son todos ellos miembros de las Umbelíferas. A esta familia pertenecen también algunas plantas aromáticas como la alcaravea, la angé­lica y el perejil común
El ruibarbo es una verdura porque se consumen sus tallos y no sus frutos. Sin embargo, se lo considera como fruta por el mero hecho de que se come de postre. Hoy dia hay tanta fruta congelada y otra procedente de ultramar que ya no existe la penuria de antaño desde el momento en que se comían las últimas manzanas guardadas hasta que maduraban las primeras frambuesas. Antiguamente este vacío lo colmaba el ruibarbo. De todas maneras, todavía vals la pena cultivarlo pues es un buen sustitutivo de la fruta. Sus tallos contienen ácido oxálico, que limpia las sartenes y da dentera.
Se cultiva sobre todo por sus raíces alargadas, aunque las hojas son también comestibles. Existen de hecho dos tipos: el verdadero y el de España, llamado también cardillo comestible, aunque las diferencias entre ambos sean mínimas.